miércoles, 21 noviembre 2018

Cuando te seduce la luna….y la fotografía

Kenia Yamileth Joya es estudiante de comunicaciones de la UNIVO

Fue el 10 de enero de este año que Kenia Yfamileth  Joya vio en las noticias que el 31 de ese mes habría un eclipse lunar y lo anotó en su agenda, estaba esperando un acontecimiento así para ponerse a prueba.

Los días le parecían largos, pero al fin llegó; durmió poco la noche del 30, cerca había colocado su cámara y el trípode para proceder a tomar las fotos que necesitaba.

“Me levanté a las 4:00 de la madrugada y subí a la estructura donde está el tanque del agua, llevé mi trípode y el equipo, tomé un par de fotos pero la luna no tenía cambios, pensé que me había equivocado de día y bajé con todo, me fui a la cama” cuenta.

Ya en otra ocasión le había pasado, la equivocación con las fechas de la súper luna y frustró su sueño de fotógrafa;  ya resignada pensaba dormirse, pero una hora más tarde se asomó por la ventana y vio una luna esplendorosa y cambiante, por lo que salió otra vez corriendo a tomar posición con su equipo y se quedó por mucho tiempo tomando fotos una y otra vez, cambiando los parámetros según iba amaneciendo, hasta que recordó que debía ir a trabajar.

“No pude ver las fotos en ese momento porque iba a llegar tarde al trabajo, lo hice después y creo que fue una experiencia genial” comentó entre risas.

Kenia Joya, de 21 años es estudiante de 5º año de la carrera de Licenciatura en Comunicaciones de la Universidad de Oriente (UNIVO).

“Me apasiona la fotografía luego de recibir una aprobación por algunas que tomé, esto me motivó, al principio entregaba las fotos por compromiso, porque eran tareas, pero algo despertó en mí, el talento de hacerlo bien y empecé a tratar de mejorar mis técnicas” comentó satisfecha.

“No se nace con talento de fotógrafo, si se quiere se puede”, recalca la joven, quien ya trabaja de forma independiente de vez en cuando con su talento de fotógrafa y de editora de videos.

Kenia es originaria de cantón San Pedro Carrizal,  del municipio de El Divisadero,  Morazán, una tierra de la que dice se siente orgullosa, así como de sus raíces.

Quizá por ello a Joya le apasiona fotografiar a su gente, las  arrugas de éstos, a través de las cuales se refleja la humildad y la lucha diaria por sobrevivir.

“Estoy satisfecha de lo que he logrado, de estos dos años en los que he podido hacer fotos y en estos cinco años de mi carrera en la UNIVO, en los que Dios me ha dado la oportunidad de demostrar el talento que poseo. Me siento feliz de romper paradigmas, de ser parte de la gente del campo que se viene a estudiar a la universidad y sobresale, es cuestión de persistir, hay que tener fe en Dios y creer en uno mismo”.

Me siento feliz de romper paradigmas, de ser parte de la gente del campo que se viene a estudiar a la universidad y sobresale, es cuestión de persistir, hay que tener fe en Dios y creer en uno mismo”. Kenia Joya, estudiante.

 

 

Equipo de periodistas, estudiantes, editores y productores de la Carrera de Comunicaciones de la Universidad de Oriente UNIVO.